jueves, 25 de abril de 2013

Post pos-vacacional.

TORTILLA DE SPAGHETTI CON CHAMPIÑONES, ALBAHACA Y QUESO.

Mmmm!!! Después de varios días de vacaciones, con intoxicación de mariscos en medio, perder un Iphone en un estadio y recuperarlo al día siguiente y perder (sin recuperar) el vuelo de vuelta al DF ¡da gusto estar en casa! y da más gusto, volver a comer en casa... Que sí, que muy ricas las vacaciones y comer afuera (Tijuana un éxito, la comida también), pero la verdad la verdad, no hay como la camita de uno y la comida de la casa.

En fín. Que de regreso a las cucharas y a las mil cosas atrasadas, no es que no haya cocinado, si no que fué (los primeros días), más bien por salir del paso.

Y entre esas cosas sin gracia, hice una pasta con atún (no de las mejores que he hecho) pero lo que si salió (aparte de sosa), fué abundante... Siempre sobra. La pasta, como el arróz, las lentejas y los frijoles, se multiplican en la olla como por arte de magia.

Cuando uno dice, ¡¡si!! logré la medida exacta... hierve 15 minutos y... fock! la cagué otra vez.
Pero bueno, la pasta-gremlin que se reprodujo con el agua, sirvió para esta rica receta, que debo decir no es exactamente mía, ya que mi mamá nos hacía algo similar, con salsa rosada encima, cuando estábamos peques. Supongo que también le pasaba lo de la pasta-gremling.


Sin más preámbulo... SE NECESITA:

Pasta gremlin (spaghetti, pero se puede incursionar con otro tipo de pasta), o si sabes calcular, puedes hacer pasta solo para la tortilla :p (la pasta se cocina sin más, con un chorrito de aceite de oliva y un poco de sal, hasta que esté al dente).

Champiñones.

Albahaca fresca.

Queso mozzarela.

3 huevos.

Cebolla.

Mantequilla.

Sal, pimienta al gusto.



Y ES MUY FÁCIL.

Pones un poco de mantequilla en un sartén, junto con la cebolla picada y la albahaca fresca (guárdate un poco para el final).

Luego, los champis se lavan y secan (Si! aquí otro TIP para los champiñones perfectos: se cocinan secos) y se ponen a dorar en la mantequilla con cebolla y albahaca.

Aparte (que se escribe junto), se separan las yemas de las claras de los 3 huevos y se baten las claras a punto de nieve. Una vez están espumosas, se le incorporan de forma envolvente las yemas y seguidamente, la pasta, los champis con la mantequilla, el queso en trocitos, la albahaca fresca que te sobró, sal y pimienta.

Revuelves bien, machucando un poco la pasta con el mismo tenedor, cortándola un poco (es mejor que no quede el spaghetti super largo), hasta que quede todo bien mezclado.

En el mismo sartén con un poco de aceite, viertes todo el mejunge. Cocinas a fuego lento, tapado, para que no quede crudo al centro.

En unos 10 min., levantas un poco la tortilla para ver si está doradita. Si lo está, aquí viene La Pirueta de la Receta. Con un plato plano, lo pones sobre el sartén y le dás vuelta al sartén para que caiga la tortilla en el plato. Hay que hacerlo con cuidado, porque aún está caldoso y caliente.

Regresas la mezcla al sartén, deslizando la tortilla por el plato, para que se cocine por el otro lado, unos 10 min. más hasta que esté doradita.

El chiste es que no se seque mucho tampoco, porque la pasta quedaría muy seca...
And this is it!!

Una variante raruna de la tortilla española, para acabar con la pasta-gremlin que te sobra y acompañada por ensaladita, de lo que te guste.

Buen Provecho!!
CR




No hay comentarios:

Loading...

Datos personales

Mi foto
Bachillerato en Educación Media, Colegio El Rosario, San José, Costa Rica, 1999. Licenciatura en Diseño Gráfico, Universidad Véritas, San José, Costa Rica, 2004. Posgrado en Diseño y Dirección de Arte, ELISAVA, Barcelona 2008. Máster en Fashion Design, ELISAVA, Barcelona 2009. Cursos en Marketing de Moda y Cool Hunter, Escuela de la Dona, Barcelona 2010. Experiencia Laboral. McCannErickson Costa Rica, Dirección de Arte y copy. Julio 2003 a Febrero 2008. MRM, Barcelona, departamento de Arte. Abril 2008 a febrero 2010.